NOTICIAS

Las especiales características climáticas desarrolladas a lo largo de todo el ciclo han hecho superar todas las previsiones y se han alcanzado los 35,5 Millones de kilogramos. 

Ayer, 5 de noviembre de 2020, finalizó oficialmente la vendimia en la DO Campo de Borja, con las últimas uvas de la variedad Garnacha, recogidas en el municipio de Ambel.

La campaña comenzó con la vendimia de la variedad Moscatel en Fuendejalón el 13 de agosto con un ligero adelanto en la maduración con respeto al año anterior, y también con respecto al año medio de unos 10-12 días. La vendimia se ha realizado de forma muy pausada y su duración este año ha sido de 85 días en total.

El invierno comenzó muy seco, continuando con la inercia del otoño anterior, pero el año 2020 comenzó con lluvias copiosas desde el 5 de enero hasta finales de junio, acumulando más de 365 l/m2, una pluviometría muy elevada que obligó a todos los viticultores a intensificar especialmente la estrategia de protección de los viñedos contra el mildiu.

En primavera, la vegetación en los viñedos se desarrolló de forma muy positiva y la floración fue excepcional y muy homogénea, factor clave en la DO Campo de Borja, especialmente por la sensibilidad a la misma de la variedad Garnacha.

Todos estos factores climáticos, junto a un verano y otoño secos, sin apenas precipitaciones (68,6 l/m2 de junio a noviembre) y no especialmente calurosos, han permitido desarrollar una madurez precoz y completa para nuestras Garnachas y el resto de variedades. En los últimos años, esta madurez completa, se ha visto muy beneficiada por estar unida a una excelente sanidad de las uvas, provocada por exitosa estrategia de lucha integrada contra polilla del racimo, a base de feromona, que hace que no se utilicen insectidas en las 6.200 hectáreas de viñedo de la DO Campo de Borja.

Las primeras impresiones enológicas de la campaña son muy buenas. Los mostos y los primeros vinos fermentados expresan un perfil muy frutal y especialmente unos matices de fruta fresca que convertirán a la añada 2020 en una de las buenas añadas de las últimas décadas.

La producción obtenida ha superado las previsiones efectuadas en todas y cada una de las bodegas de la DO y se han vendimiado finalmente 35,5 millones de kgrs, lo que supone un 81,6% más que el año anterior (19,6 Mill) y un 56,38% más que la media de los últimos 40 años (22,7 Mill).

📷 Ultimas uvas del 2020. Paraje Cardosa (Ambel)

A %d blogueros les gusta esto: